Trabajando con el violín en secundaria

Yo nunca había tocado el violín, lo encontraba muy difícil porque siempre me querían enseñar lo mas complicado al principio: Sostener el arco! Todos los maestros con los que me había topado de este instrumento siempre insistían en este importante paso. Lo entiendo, si no lo tomas bien al principio, entonces desarrollas vicios irreparables! Pero de todas formas decidí crear unas cuantas clases para mis alumnos imaginando que ellos ya sabían tomar el arco y primero las intenté yo mismo.

Me dio mucho gusto poder sacarle dos notas al instrumento (con cuerdas al aire) y con acompañamiento de piano. Lo mismo sucedió con mis alumnos. Sonaba a música! Después de que ya la habían escuchado como música y no sólo como “notas”, los instructores empezaron a afinar detalles del arco (e.g. donde colocar el meñique, cuanto peso en la muñeca, etc.). La cuestión es que a los alumnos ya les urgía tener mejor “agarrado” el arco, para continuar haciendo música y les ibamos variando el ritmo sólo con dos notas: La-Mi. Después añadimos las otras cuerdas: Sol-Re. Hacíamos juegos de reacción, de sistematización, mantener el pulso, etc. Hasta que llegábamos a tocar este tipo de piezas:

Siempre teniendo el violín como objetivo y con la rítmica Dalcroze como el camino. Esto le ayudó a los alumnos a apropiarse del instrumento (que de hecho es prestado por la escuela) y más importante aun, apropiarse de la música.

A medida que el programa iba avanzando necesitamos una mayor sistematización del repertorio. Honestamente, los ejercicios para cuerda suelta o en primera posición, eran demasiado sencillos. Los alumnos no estaban siendo motivados, así que una vez más me di a la tarea de crear melodías con las notas que estaban dentro de su roster . La idea es que el acompañamiento se cambie a medida que los alumnos están cómodos tocando la pieza

Melodía con Re-La-Si-Mi-Fa#

Por supuesto que al llegar a Diciembre se esperaba que participaran en el festival de las luces (siendo una escuela internacional en un país predominantemente Budista, tratamos de ser inclusivos de todas las costumbres) y lo hicieron brillantemente tocando repertorio alusivo a la época!

En el vestíbulo de la International School of Vietnam

La idea de este programa es que la música forme parte de la vida de nuestros alumnos, que encuentren en ella las bondades que siempre pavoneamos de ella: Un medio de expresión, apreciación del arte y de la vida, disciplina, trabajo colaborativo y un gran etcetera.

Los alumnos tienen 2 clases a la semana de 45 minutos, el año pasado el violín sólo se les prestaba durante horario escolar dentro de la escuela, pero ahora se está diseñando un programa para préstamo a casa. Cada vez que llegan deben tomar su violín (están numerados para que puedan tomar siempre el mismo) y tratamos de trabajar lo mas eficientemente posible para lograr un buen acercamiento con el instrumento. Hasta ahora ha funcionado tan bien, que varios alumnos han decidido tomar clases de violín de forma particular. Poco a poco, vamos cumpliendo nuestra misión: Fomentar el amor por la música.

Categorías secundariaEtiquetas , ,

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close